Adoración sobreabundada en Vida

adoración sobreabundada en VidaHasta ahora hemos discutido como la adoración en espíritu y en verdad está enfoca en Dios y potenciada por la fe. Ahora veremos el tercer aspecto bíblico que es esencial y es que la adoración debe estar sobreabundada en vida.

En una entrega anterior hice esta pregunta: ¿Cuando digo la palabra adoración, qué es lo primero que se te viene a la mente?

Si has hecho un seguimiento a nuestra discusión, espero que tu respuesta haya cambiado con respecto a la que tuviste en el inicio. Pero los viejos hábitos son duros de quitar (por lo menos los míos) y es por eso que todavía la palabra “adoración” pueda evocar imágenes de cristianos cantando y posiblemente algún estilo en específico.

Pero si pudieses hacerle esta pregunta a cristianos digamos del primer siglo del cristianismo en la iglesia de Roma o Éfeso, verías como la evocación de la palabra adoración probablemente no seria la asociación que tenemos en el siglo XXI.  En parte esto es debido a que existen varias palabras griegas que son traducidas como “adoración”  La mayoría de estas palabras sugieren sumisión humilde o servicio y no cantos. En efecto en ninguna parte del Nuevo Testamento existe un hecho tal como cristianos reunidos en un servicio de adoración. Habían reuniones, tiempo de edificación pero nunca “adoración”.

Templos Vivos

Recordemos que en los tiempos de Jesús, los judíos como los discípulos del Señor veían el templo de Jerusalem como el lugar donde se reconocían los pecados y se trataba con ellos y también un sitio donde se podía tener cierta comunión con Dios. Es por eso el impacto que causó Jesús al decir “Pues yo les digo que aquí está uno más grande que el templo”” (Mateo 12:6).

Después de la resurección, los primeros cristianos empezaron a entender esas palabras de Jesús, que su muerte en la cruz fue el sacrificio perfecto. Es entonces cuando, por inspiración del Espíritu Santo, que Pablo describe a la iglesia como “un templo santo en el Señor” (Efesios 2:21). Y refiriéndose al creyente como individuo especifica: “Acaso no saben que su cuerpo es templo del Espíritu Santo, quien está en ustedes y al que han recibido de parte de Dios?” (1 Corintios 6:19)

En otras palabras el lugar de encuentro con Dios no está confinado a ninguna edificación, incluyendo aquella que en Jerusalem era llamada tempo. Nuestro lugar de encuentro con Dios (el lugar que ahora llamamos adoración) están en el Jesucristo exaltado. Ahora formamos parte del templo de Dios, el sitio donde el se encuentra con nosotros. ¡Esto es algo casi increible!

Esto significa que toda nuestra vida puede ser experimentada como “adoración en espíritu y en verdad”. En efecto Pablo y otros escritores del Nuevo Testamente utilizan la palabra “sacrificio” consistentemente, tanto como se utilizaba en el Antiguo Testamento para describir la vida en general.

“Dios, a quien sirvo de todo corazón predicando el evangelio de su Hijo, me es testigo…” (Romanos 1:9). ¡Evangelismo es adoración!

“No se olviden de hacer el bien y de compartir con otros lo que tienen, porque ésos son los sacrificios que agradan a Dios” (Hebreos 13:16). ¡Servicio es adoración!

“Por lo tanto, hermanos, tomando en cuenta la misericordia de Dios, les ruego que cada uno de ustedes, en adoración espiritual, ofrezca su cuerpo como sacrificio vivo, santo y agradable a Dios.” (Romanos 12:1). ¡Cuando nos enfocamos en Dios y lo hacemos por fe todo lo que hacemos es adoración!

¿Y que podemos decir de este pasaje? “… canten salmos, himnos y canciones espirituales a Dios, con gratitud de corazón” (Colosenses 3:16). ¿Se habla acá de reunión de creyentes? En realidad no existe en ninguna parte de este segmento una sugerencia de que Pablo estaba dando instrucciones referente a reuniones. Claro que podríamos aplicarlo a reuniones (y en realidad la intención de Dios para los creyentes es que se reunían regularmente tal como lo dice Hebreos 10:25) pero acá Pablo da directrices para la vida diaria. Pablo está llamando a una autenticidad radical e interna de lo que significa ser persuasivo en una vida de adoración que nos conduce a estar dando gracias continuamente.

Bajo el Nuevo Pacto, se cambio el foco de la atención de las ceremonias, sesiones y sitios a lo que ocurre en el corazón. Es algo que ocurre no solo los domingos sino cada día, a todo tiempo, toda la vida.

En los próxima columa terminaremos discutiendo qué es lo que en realidad importa en la adoración y veremos las implicaciones y los cambios de la adoración en nuestras vidas.

Hasta entonces y que tu corazón encuentre el gozo que sólo se encuentra en Dios

Para su gloria
Bob

 


La Adoración importa

La Adoración Importa  está escrita por Bob Kauflin actual director de Sovereign Grace Music perteneciente al movimiento de iglesias Sovereign Grace Churches. Traducida por entreCristianos con el debido permiso de su autor.

Si lo deseas puedes ver más artículos de La adoración Importa


 

 

0 0 voto
Valoración

Te recomendamos

Suscríbete
Notificado
guest
0 Comentarios
Feeback en línea
Ver todos los comentarios
0
Nos gustaría conocer tu opinión sobre este artículox
()
x