La gloria del Señor ha amanecido

 

 

Les deseamos un feliz año.  Un año en el que la gloria del Señor ha amanecido con bendiciones sobre nosotros.  Nos ha dado a su hijo que se encarnó y habita entre nosotros para que proclamemos el año de Gracia del Señor.  Resplandezcamos porque en Él somos luz del mundo.

Levántate, resplandece, porque ha llegado tu luz y la gloria del Señor ha amanecido sobre ti. (Isaías 60:1)

Salir de la versión móvil